El misterio por la desaparición de Gisella: creen que fue envenenada


La policía retomó la búsqueda de Gisella Solís Calle, la odontóloga de 47 años que desapareció en La Plata hace nueve días. El operativo, esta vez, se realiza en campos situados sobre la ruta 6, cerca de la localidad de Guernica.Un grupo de treinta policías, que trabajan bajo directivas de la fiscal platense Ana Medina, supervisan un área marcada a partir del seguimiento de los movimientos de la pareja de Solís Calle, Abel Casimiro Campos, un ex combatiente de Malvinas y empleado de la obra social IOMA que se suicidó al efectuarse un disparo en la cabeza en un hotel céntrico el pasado domingo.En ese lugar donde se centra la búsqueda ahora, Campos se habría encontrado con un amigo un día después de la desaparición de la mujer.
Allí la buscan la policía científica, policías a caballo y con drones.
¿Fue envenenada?

Gisella Solís Calle

Mariela, una de las hermanas de la odontóloga desaparecida, confirmó en las últimas horas que en uno de los bolsillos de Campos se encontró un veneno. Según reveló un diario local, se trataría de Lannatte, un insecticida cuya ingesta puede ocasionar dolor de cabeza, mareo, fatiga, debilidad muscular, letargo, pérdida de conciencia, náuseas, dolor abdominal, lagrimeo y salivación anormales.La hipótesis del envenenamiento es reforzada a partir de que en la casa de Solís Calle fueron encontradas dos copas con restos de vino y de vómito en el baño.También se supo que hallaron restos de sangre en la camioneta que usaba Campos y, además, se conoció que el hombre hizo lavar la camioneta en forma profunda al día siguiente de la desaparición de su pareja.En esta nota:



Source link

Related Posts

Add Comment